Translate

lunes, 21 de julio de 2014

LA CASA ENCENDIDA


Cultura + Solidaridad + Medio ambiente + Educación. 

Estos son los cuatro pilares en los que se asientan algunos hogares sociales que alimentan el alma. Este es el caso de LaCasa Encendida, un espacio cultural en el que te sientes alumbrado por el arte, que a su vez está en armonía con el medio ambiente. Situado en la castiza calle Ronda de Valencia en Madrid, este lugar multidisciplinar acoge a cientos de personas diariamente que se acercan a devorar cultura. Cuando entras en La Casa Encendida pierdes la noción del tiempo, pues hay decenas de actividades en las que puedes participar. Desde presenciar varias exposiciones de diferentes estilos y temáticas en un mismo día, hasta asistir a alguno de los talleres que allí se imparten, como: clases de inglés, informática, audiovisual, etc. También hay conferencias, cine, huerto, conciertos de música... 





Además puedes hacer una parada al mediodía en la cafetería –pues el cuerpo también ha de ser alimentado– y degustar un menú riquísimo muy bien elaborado con productos naturales y de lo más asequible para el bolsillo. En todo momento te encontrarás rodeado de gente con tus mismas inquietudes; los que quieren tener acceso a la cultura desde otra perspectiva, los que no se conforman con aquello que nos programan las altas esferas para tenernos entretenidos y sin cuestionar: “Sólo pan y circo”. Y es que nos llenan horas de televisión con programas circenses de cotilleo intentando embrutecer al pueblo, cuando el saber debería ser de todos como algo necesario para nuestra supervivencia. Pero como la ciudadanía sabe lo que quiere, utilizan estos espacios de alimento para el espíritu donde se entiende que la cultura también puede ser entretenimiento, porque el ocio y el conocimiento pueden ir de la mano. Si buscas un remanso de paz donde poder incluso trabajar –con wifi y tu portátil, dispones de un espacio abierto en el que puedes hasta fumar–, La Casa Encendida es tu sitio. Si te acercas a la tienda de regalos de Mercado Justo puedes llevarte algún recuerdo y…, por las noches La Terraza se convierte en lugar de encuentro donde tomando una copa darás rienda suelta a tu personalidad e imaginación.
Las múltiples actividades que allí se desarrollan tienen un denominador común fiel a sus principios: un contenido profundo y una actitud clara que únicamente pretende: hacer pensar. En La Casa encendida se hace patente que otro mundo es posible.

Este Centro Social y Cultural de Fundación Caja Madrid es abierto y dinámico, y se dan cita desde las expresiones artísticas más vanguardistas, hasta áreas como medio ambiente o solidaridad.
Desde sus comienzos, La Casa Encendida apoya a jóvenes creadores en el desarrollo de sus iniciativas con programas como Emergencias, En Casa o el programa Artistas en Residencia.
Además, La Casa Encendida cuenta con un completo centro de recursos (biblioteca, mediateca, hemeroteca, laboratorio de radio, fotográfico y multimedia) accesible a todos los públicos.
Casi 14 años lleva La institución funcionando. Algunas actividades suelen costar entre 2 o 3€, y las exposiciones son gratuitas.
Obra Social Caja Madrid —como se conoce a la reinversión de los beneficios excedentes de esa caja ahora nacionalizada—, había sido casa de empeños durante mucho tiempo pero querían darle la vuelta del todo. Y, en lugar de guardar los colchones, las mantas, las joyas y los muebles de tantos hogares madrileños desesperados, decidieron convertir ese singular y viejo edificio de Lavapiés en una gran casa de todos, y así ser fieles a su espíritu fundacional filantrópico. Se trata de un espacio de acogida cálido.


Existen varios concursos que ofrece la obra social de Caja Madrid para exprimir el talento de jóvenes creadores españoles en varias disciplinas como: escritores/escritoras, pintores/escultores y artistas inéditos en general. Dotados con premio económico y la posterior exhibición de su obra en pleno centro de Madrid.  

En estos días se está desarrollando la exposición “Inéditos 2014”, –convocatoria de ayudas a proyectos expositivos de arte actual–, Un concurso que se realiza cada año y por el cual hay un programa de ayudas a jóvenes comisarios para la realización de sus proyectos.
Se encuentran divididos en tres salas diferentes y bajo estos títulos: “Be virus, my friend”, “Aprender a caer” y “Crítica de la razón migrante”.
El programa es uno de los pocos de nuestro país que fomenta la inserción de los jóvenes comisarios en los circuitos profesionales, facilitando a los seleccionados la posibilidad de producir su primera exposición y editar un catálogo del conjunto de la muestra, concediéndoles, además, la ayuda de 3.000 euros como honorarios.
Inéditos se ha consolidado como uno de los programas de ayuda al arte joven de referencia en Europa. Durante los últimos años, ha mostrado los trabajos de 35 jóvenes comisarios que, de forma individual o en equipo, han presentado 24 exposiciones que han versado sobre diferentes aspectos del arte contemporáneo.


¿Crees necesario ayudar a artistas jóvenes?